Crean en Holguín protocolo para la pesquisa de tumores abdominales en edades pediátricas

Sábado, 15 de febrero del 2020 / Fuente: Radio Angulo / Autor: Maylín Betancourt Verdecia

Cirujanos en un salón de operaciones

A propósito del día mundial del cáncer infantil, un padecimiento que causa gran dolor en familias y conocidos, porque en estas edades no se concibe que tan serio problema de salud amenace los planes, sueños y comprometa la vida, dialoga con este sitio la especialista de segundo grado en Cirugía Pediátrica Yurieenk Cordovés Almaguer, quien creó un Protocolo para la pesquisa oportuna de tumores abdominales en edades pediátricas, una novedosa propuesta que según investigaciones realizadas no existe en el país. Este tipo de tumor en la edad pediátrica reporta anualmente entre 100 y 120 casos nuevos en el país.

¿Qué incidencia alcanzan los tumores malignos en la infancia en Cuba y de manera particular en la provincia de Holguín?

Especialista de segundo grado en Cirugía Pediátrica Yurieenk Cordovés Almaguer

“Desde el año 1974 en nuestro país los tumores malignos ocupan el segundo lugar como causa de muerte, solo superados por los accidentes y por las malformaciones congénitas en los menores de un año. Hoy ocupa el primer lugar en el grupo de niños entre uno y 18 años de edad y de manera particular en nuestra provincia tienen una alta incidencia. En el Hospital Pediátrico de Holguín “Octavio de la Concepción y de la Pedraja” radica el Servicio Territorial de oncología pediátrica al que asisten niños de Las Tunas, Granma y Holguín. En el estudio más reciente realizado en Holguín que abarcó los últimos diez años arrojó 32 casos nuevos de tumores abdominales y lo que nos llamó la atención de estos casos es que casi todos acuden de manera tardía porque no han tenido un diagnóstico precoz y llegan a la atención en estadios tres, cuatro y hasta metastásica muy avanzada, donde el papel de la cirugía solo constituye el diagnóstico, ya sea realizar una biopsia porque muchas veces no se puede hacer el tratamiento quirúrgico para extraer el tumor, lo que afecta la sobrevida de estos pacientes y el pronóstico es desfavorable”.

Entonces, ¿cuánto beneficiará la sobrevida de los pacientes la existencia de un protocolo para la pesquisa oportuna de esta localización oncológica?

-“Este proyecto beneficiará tanto a los pacientes, a la familia como al Ministerio de Salud Pública. En primera instancia tiene un impacto en la calidad de vida de los pacientes porque permitirá mediante la realización de ultrasonidos abdominales a los niños desde antes del año hasta los 18 en las áreas de salud, con los mismos recursos humanos y tecnológicos con que contamos hoy, detectar a tiempo los tumores abdominales hasta con los niños asintomáticos o en los primeros estadios. Así cada padre o familia llevará a su niño en la fecha indicada a su policlínico, en el momento en que está asintomático o iniciando con los primeros síntomas de la enfermedad oncológica.

"En caso de que se sospeche por salir alterado alguno de los ultrasonidos o que se diagnostique, se hace la remisión al Hospital Pediátrico Provincial; son enviados al servicio de cirugía y allí se les realiza la biopsia y si es posible se extrae el tumor y así el paciente tiene mayor probabilidad de vida, disminuye la estadía hospitalaria por tratamiento prolongado y de manera general tiene un impacto positivo en la salud de los niños y en la salud pública cubana.

"Espero que este proyecto sea una herramienta útil para implementar en la provincia y una vez que se obtengan los resultados se pueda generalizar al resto del país para lograr mejores resultados en la detección precoz del cáncer infantil y así en la salud infantil cubana. Si no arroja datos preocupantes se continúa el seguimiento hasta los 18 años".

Este protocolo le otorga un rol esencial a la Atención Primaria de Salud (APS), ¿de qué manera se involucra esta en el mismo?

“Pensamos que en la salud pública cubana la APS es un eslabón fundamental porque es donde el médico de la familia está en contacto más directo con la población infantil, desde que nacen los niños reciben consultas de puericultura y de pediatría. Entonces en la APS contamos con equipos de ultrasonidos y personal entrenado. Realmente en nuestro país no se lleva a cabo ningún programa para pesquisar los tumores abdominales en la edad pediátrica. A nivel mundial utilizan los marcadores tumorales pero por ser un proceder tan costoso, nosotros no podemos aplicarlos a toda la población infantil.

"Tenemos previsto capacitar al personal de salud de la APS mediante un curso de postgrado provincial que ya tenemos acreditado para impartir en las diferentes áreas de salud para entrenar al personal médico cuando comencemos a implementar el proyecto”.

¿Qué síntomas pudieran advertir a la familia que se está en la presencia de un tumor abdominal?

-“Existen síntomas inespecíficos del cáncer como síndrome febril prolongado sin causa específica, la presencia de adenopatías en el cuerpo, decaimiento, pérdida de apetito y de peso, dolores óseos y articulares persistentes, anemia crónica de etiología desconocida, enfermedad diarreica crónica, dolor abdominal recurrente. En sí estas y otras manifestaciones nos pueden hacer sospechar que un niño está iniciando una enfermedad oncológica”.

La medicina exige de sus profesionales la constante búsqueda de opciones que impacten favorablemente en la calidad de vida de la población, a la que se deben. Tal es el caso de esta doctora holguinera, quien busca el tiempo necesario para educar a sus dos hijos, ser esposa e hija dedicada y además pone su talento en función de salvar la vida de quienes como dijera Martí son los que más saben querer.



Últimas noticias