Ciencia cubana en 2021: Resultados y desafíos

Viernes, 14 de enero del 2022 / Fuente: Cubadebate / Autor: Roberto Garaycoa Martínez, Yilena Héctor Rodríguez, Claudia Fonseca Sosa

Los principales resultados del proceso de transformación y elementos dinamizadores del sistema de ciencia, tecnología e innovación en Cuba en 2021 fueron analizados en la Mesa Redonda de este jueves, con la comparecencia de la ministra de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, Elba Rosa Pérez Montoya.

Al referirse a los más de 52 proyectos desarrollados el pasado año, con impacto en la vida económica y social del país, la ministra destacó que la mayor parte de ellos tributaron al enfrentamiento a la Covid-19 en Cuba.

Entre los resultados de mayor trascendencia sobresalen:

  • Obtención de la vacuna Abdala, primera anti Covid-19 de subunidad proteica en América Latina.
  • Desarrollo, escalado y producción de las vacunas Soberana 01, Soberana 02, Soberana Plus y Mambisa.
  • Obtención del Nasalferon, una nueva formulación para el tratamiento profiláctico de la infección por SARS-CoV-2.
  • Reposicionamiento del anticuerpo monoclonal humanizado cubano Nimotuzumab en el tratamiento de pacientes con Covid-19.
  • Proyecto Cubano de Ventilación de Emergencia, que ha entregado al sistema nacional de salud 190 equipos, para un ahorro por sustitución de importaciones de cerca de 1 millón de USD.
  • Modelación científica para el enfrentamiento multidisciplinario a la Covid-19 en Cuba.
  • Contribución nacional de la nanotecnología al diagnóstico por PCR de SARS-CoV-2, que ha significado un ahorro de importaciones hasta la fecha de más de 17 millones de USD.
  • Introducción y optimización de nuevas tecnologías y metodologías para la histocompatibilidad del trasplante en Cuba.
  • El trabajo desarrollado por la empresa CITMATEL, del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, con la Pasarela de Comercio Electrónico.
  • Desarrollo del IHPLUS® BF, bioproducto de alto impacto en la agricultura cubana.
  • Innovación Agropecuaria Local: procesos y subprocesos participativos que fomentan sistemas alimentarios locales.
  • Nuevas protecciones para los grupos electrógenos operados por la UNE en todo el país.

Pérez Montoya subrayó que aunque 2021 fue un año en extremo difícil para los cubanos, se caracterizó por el crecimiento de los hombres y mujeres de ciencia, que han demostrado su capacidad de respuesta ante situaciones complejas.

Significó en especial la participación de los jóvenes científicos e investigadores en estos resultados. “Ha sido hermoso el compromiso, dedicación, consagración y talento demostrado junto a los fundadores y demás integrantes del sector”, afirmó.

Dijo, además, que lo logrado es fruto de la obra y el pensamiento visionario del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

“Estos resultados son 100% cubanos, por lo que nos dan soberanía e independencia como país”, enfatizó.

De acuerdo con Pérez Montoya, el primer elemento de cambio en el proceso de transformación y elementos dinamizadores del sistema de ciencia, tecnología e innovación en Cuba, lo ha promovido el presidente Miguel Díaz-Canel Bermúdez, con el empleo de un método de dirección que vincula orgánicamente la ciencia, la tecnología y la innovación a la gestión de gobierno, en función de ofrecer una respuesta social, científica, política y sanitaria capaz de enfrentar los desafíos del país.

En ese sentido, se han desarrollado encuentros e intercambios con los organismos de la Administración Central del Estado (OACE) y entidades nacionales sobre la manera en que gestionan la ciencia y la innovación a lo interno de cada organismo.

La ministra mencionó elementos claves del proceso de transformación del sistema de ciencia, tecnología e innovación en Cuba. Entre ellos:

  • Implementación de la Política Integral de Tecnología del país y otras nueve políticas.
  • Creación del Consejo Nacional de Innovación presidido por Miguel Díaz-Canel Bermúdez, e integrado por un grupo de ministros, académicos, expertos, y otros invitados.
  • Nuevas estructuras dinamizadoras recién creadas.
  • Intercambio con los jóvenes, diseño de estrategias de captación y preparación del talento y la reserva científica para asegurar la renovación del potencial científico del país.
  • Funcionamiento del Fondo Financiero para la Ciencia y la Innovación (FONCI), mecanismo del presupuesto del Estado para el financiamiento a los proyectos de prioridad en ciencia, tecnología e innovación (CTI).

Con un presupuesto de 392 millones CUP en el 2021, se financiaron 94 proyectos de prioridad nacional, entre ellos:

• Candidatos vacunales contra SARS-COV2.

• Ventiladores pulmonares.

• Reproducción asistida para el mejoramiento genético e incremento de la producción de leche y carne de ganado menor.

• Programa de producción de la semilla de papa.

• Reorganización del sistema de programas y proyectos de CTI, que ha sido reformulado para jerarquizar los programas nacionales en respuesta a prioridades del desarrollo económico del país.

• Creación de la Oficina de Gestión de Fondos y Proyectos Internacionales y del Corredor Científico “Cuba Innova y Crece”, subordinados al Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.

• Participación en los Macroprogramas asociados a cada uno de los seis Ejes Estratégicos del Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social al 2030.

• Avance en la reestructuración de la actividad económica de las Entidades de Ciencia, Tecnología e Innovación (ECTI), incrementándose las que son empresas y disminuyendo las presupuestadas. El total de ECTI registradas actualmente es 245.

• Constitución de la Comisión Nacional de Organismos Genéticamente Modificados, como una alternativa más para incrementar la productividad de productos, como el maíz y la soya, a partir de la ciencia.

• Funcionamiento sistemático del Polo Científico Productivo de La Habana, Artemisa y Mayabeque, bajo la conducción del presidente de la República.

• Línea de trabajo orientada a la educación científica y reconocimiento social de la ciencia, a través de una multiplataforma conformada por un noticiero científico, la Red de la Ciencia Cubana, redes sociales y observatorios científicos-tecnológicos, tanto a nivel nacional como sectorial.

La ministra destacó el trabajo del Observatorio Científico Tecnológico, que de forma oportuna ha dirigido su gestión a los sectores y líneas estratégicas definidas en el país, y ha concentrado su actividad en la divulgación, la asesoría, el desarrollo de boletines con información precisa y la atención a los observatorios de los diferentes sectores.

Además, se refirió al desarrollo de proyectos en beneficio del entorno como la Tarea Vida, y a la actualización de la Ley de Medio Ambiente, prevista para ser presentada en el primer semestre de este año a la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Retos de la ciencia cubana

Pérez Montoya enfatizó que entre los retos de la ciencia cubana para la nueva etapa sobresalen:

• Consolidar la transformación del sistema de gestión de la ciencia, la tecnología y la innovación.

• Lograr mayor participación del sector empresarial en la gestión de la ciencia, la tecnología y la innovación, así como de los nuevos actores de la economía.

• Vincular la reserva científica, estudiantes con altos rendimientos y los jóvenes talentos a los programas y proyectos de CTI.

• Propiciar la utilización de las capacidades científicas y tecnológicas de los centros de CTI, en función de contribuir al desarrollo territorial y local, con énfasis en la preparación de los dirigentes, cuadros y población en general.

• Fomentar la aplicación de los resultados de las investigaciones sociales y humanísticas en la toma de decisiones en los diferentes niveles.

• Desarrollar la Política Tecnológica Nacional orientada a avanzar la soberanía tecnológica en sectores claves.

• Fomentar nuevos conceptos como la Industria 4.0 (robótica y automatización), e impulsar su desarrollo sostenible.

A propósito del Día de la Ciencia Cubana el próximo 15 de enero, la ministra informó que la provincia más destacada por los resultados del trabajo realizado en ciencia, tecnología e innovación durante 2021 fue La Habana, y reconoció, además, la labor de las provincias Villa Clara y Matanzas.



Últimas noticias